Cómo evitar deudas de tarjeta de crédito

Te contamos qué puedes hacer en el caso de que tengas deudas de tarjeta de crédito para evitar que aumenten y controlarlas.

deudas de tarjeta de crédito" alt="portada">

A todos nos ha ocurrido en alguna ocasión que nos hemos excedido con los pagos con tarjeta de crédito y, cuando ha llegado el momento de pagar, nos hemos asustado del importe. En este post queremos hablar de cómo evitar las deudas de tarjeta de crédito para que no haya sustos y tener tus cuentas y gastos bajo control. 

New Call-to-action

¿Qué puedes hacer para controlar las deudas de tarjeta de crédito? 

El objetivo es que consigas salir del “círculo vicioso de la deuda” es decir, evitar que para pagar la deuda, generes aún más deuda. Estos son los pasos que puedes seguir: 

  • Analiza tus tarjetas de crédito. Vas a tener que ver cuántas tienes. Para ello podrás llamar a tu banco o consultar online. Puede que tengas tarjetas de crédito que no sean bancarias, por lo que analiza bien lo que has contratado. 
  • Estudia las condiciones de cada tarjeta. Es fundamental que conozcas: límites, intereses, cuota de mantenimiento de la tarjeta, forma de pago etc. Ten en cuenta, por ejemplo, que en el caso de las tarjetas revolving, puedes llegar a pagar unos intereses del 20% aproximadamente. 
  • Pide a tu banco que elimine las comisiones. En algunos casos, los bancos pueden cobrar comisiones por mantenimiento de la tarjeta u otros conceptos y puedes intentar pactar que se eliminen esas comisiones. 
  • Haz un listado con las deudas. En el listado tendrás que incluir: el importe, la fecha y el concepto. 
  • Ordena las deudas. Las deudas del listado las tendrás que ordenar de mayor a menor. 
  • Establece la prioridad de pago. Deberás tener en consideración el importe y la antigüedad de la deuda. 
  • Busca una solución para pagar. Si la deuda no es elevada, la podrás pagar con tus ahorros o con el dinero que vayas ingresando. Sin embargo, si es muy elevada y no puedes hacerle frente puedes optar por: 
    • Solicitar un préstamo al banco. Habla con tu entidad bancaria, explícales el problema y solicita un préstamo. Suelen concederse en un plazo de tiempo reducido. Pero fíjate en las condiciones que firmas, para evitar generar una deuda mayor. 
    • Vende bienes de tu propiedad. Otra opción que puedes valorar es vender bienes de tu propiedad. Pueden ser muebles, ropa, libros etc. 
    • Amplía la hipoteca. También es posible solicitar una ampliación de la hipoteca de tu casa. Es decir que se aumente el capital concedido por el banco, de manera que puedas pagar con ese dinero tu deuda. En este caso, tendrás que valorar el coste de la operación (honorarios de Notario, gestoría y Registrador de la Propiedad, por ejemplo). 
  • Quédate con una tarjeta. Controlar los gastos de la tarjeta de crédito requiere que se reduzcan el número de tarjetas que tienes. Para ello, elige la que más utilizas y la que mejores condiciones tiene y conserva solo esa. 

Tal y como has visto, las deudas de tarjeta de crédito pueden llegar a suponer un importante problema, y la clave es prevenir el problema antes de que aparezca y actuar de forma rápida si ya ha aparecido. En el caso de que tengas dudas sobre cómo actuar, puedes contactar con nosotros y te ayudaremos a encontrar la mejor solución. 

New Call-to-action